Home Club Running El sello Dibaba
Club Running - martes, 21-07-2015

El sello Dibaba

Dibaba es un apellido ilustre en el mundo del atletismo. Eyegayehu, Tirunesh y Genzebe son, por orden de aparición, un trébol para el deporte femenino en Etiopia. Genzebe Dibaba, con 24 años, acaba de batir el récord mundial de 1500 al aire libre, borrando por fin una sospechosa  plusmarca de hace más de 20 años. Para la IAAF es la mejor atleta femenina del año.

Con  20 años de edad, Genzebe Dibaba ya corría los 1500 metros casi 3 segundos por debajo de los 4 minutos. Con ese registro en las piernas se puede disputar una final olímpica con posibilidades. Genzebe tuvo mala suerte en Londres-2012 y abandonó por culpa de una lesión. En el mismo escenario, su hermana Tirunesh, seis años mayor que Genzebe, se colgaba su tercer oro olímpico, tras el histórico doblete en Pekín 2008 al ganar las finales de 5.000 y 10.000.

Pese a su indudable calidad, Genzebe no era entonces ni la campeona de su casa: Pero solo por ser la hermana más pequeña. La segunda de las Dibaba, Tirunesh, ha sido hasta ahora  la gran acaparadora de títulos y récords, una atleta dotada de un inmenso talento, emparejada con el subcampeón olímpico Sileshi Sihine y retirada temporalmente  por maternidad (con 30 años de edad) tras debutar en el Maratón de Londres 2014.

Genzebe acapara ahora todo el protagonismo de esta familia atlética procedente de Bekoji, como Kenenisa Bekele, y emparentada con la campeona olímpica en Barcelona 92, Derartu Tulu. Su récord mundial de 1500 en pista cubierta en 2014, refrendado ahora con el de aire libre (3'50.07) en la reunión Herculis de Mónaco, sitúan a la etíope entre las grandes.

Genzebe será con toda probalidad la primera mujer en correr los 1500 por debajo de 3'50. Por fin es la campeona de su casa, al menos en la media distancia ya que la hermana mayor, Eyegayehu Dibaba (33 años), es también corredora de distancias más largas, como Tirunesh. Desde la semana pasada, los récords mundiales de 1500 y 5000 en pista ya llevan el sello Dibaba.

El viejo récord de 1500 superado en Mónaco pertenecía a la china Qu Yunxia desde 1993, registrado en Pekín durante el breve dominio de las atletas orientales en larga distancia. Su entrenador, Ma Junren, se hizo célebre entonces por sus brutales métodos de entrenamiento y por asegurar que incluía sangre de tortuga en la dieta de los atletas para ayudarles en su recuperación.