Correr dos veces al día

Entrenamiento
Correr dos veces al día-134856
¿En qué puede beneficiarte o perjudicarte la doble sesión?

Correr dos veces al día

Correr dos veces al día puede ayudarte a estar más alerta durante el día, ser más creativo y más productivo en la oficina. Pero también puede aumentar tu riesgo de lesiones

Más sobre: 

Por el Martes, 06-02-2018 en

Durante el verano, cuando hay más horas de sol durante el día, el hecho de prepararse una competición de larga distancia compaginando con el trabajo, se lleva bien. Pero en invierno..., cuando tenemos menos horas de luz solar y el frío aprieta o la lluvia nos impide salir a correr, se hace más difícil poder entrenarse adecuadamente. Es por esto que muchos corredores doblan su sesión de entrenamiento para así acumular kilómetros.

El doble entrenamiento es muy frecuente entre los corredores de élite –algunos incluso triple- que también puedes empezar a practicar tu mismo, pero siempre teniendo en cuenta los pros y los contras. Si no los conoces, nosotros te los explicamos.

Sumar kilómetros

Si la élite lo hace, será por algo. Es una forma muy efectiva de sumar kilómetros a lo largo de la semana si dispones de un horario reducido para entrenar. Además, salir dos veces al día puede ayudarte a soportar mejor la fatiga y el cansancio en las piernas al terminar una sesión y horas después empezar con la otra.

Puedes hacer un primer entrenamiento por la mañana y otro al medio día o por la tarde, que si sales 1 hora en cada uno te permitirá acumular 2 horas de entrenamiento y sobre los 20 kilómetros al día.

Gana velocidad

Al dividir el entrenamiento en dos sesiones al día puedes ser capaz de correr más rápido en cada uno de los entrenamientos ya que, la mayoría de veces, el hecho de no poder correr rápido se debe al cansancio de la sesión y cuesta llegar a los 20 kilómetros en un solo día de forma rápida. Desde el punto de vista fisiológico, es más fácil correr dos veces separadas más rápidas que no correr una sola vez. Si buscas velocidad en tus entrenamientos y para tu carrera, doblar entrenamientos es una buena opción.

Siéntete optimista

Todo el mundo conoce los beneficios que el running tiene para nuestro estado anímico. Pues si correr una sola vez te proporciona X nivel de optimismo, correr dos veces te proporciona el doble. Te ayudará a estar más alegre y motivado durante el día con lo que, seguro, las horas te pasarán más rápido.

Mejora tu recuperación

Hacer doble sesión de running al día implica una carga extra en el cuerpo para llevar a cabo una recuperación efectiva. Con esto se provoca que tu cuerpo tenga que responder más rápido, ya sea en tu primera sesión como en la segunda para restablecer los niveles de glucógeno muscular. Una carrera por la mañana estimulará el flujo de sangre a las piernas para la segunda sesión. Una primera sesión más suave te puede servir como calentamiento para que en la segunda sesión aprietes más y te esfuerces, con el objetivo de que sea el segundo el que realmente cuente. Además, más vale hacer la segunda fuerte porque si la haces la primera luego no rendirás suficiente.

Estar más en forma

Un estudio del British Journal of Sports Medicine revela que las mujeres que hicieron dos sesiones al día de running, descubrieron que tenían tasas metabólicas más elevadas que las que solo corrieron una vez. Otras investigaciones también concluyeron que la doble sesión puede ayudar a correr más rápido y quemar grasa de manera más eficiente ya que el cuerpo está más cansado. Eso sí, come y bebe adecuadamente después de cada sesión para estar preparado para la segunda.

Riesgo de lesión

No todo pueden ser beneficios... Correr dos veces puede ser algo más lesivo y más si no eres un corredor demasiado experimentado. Cuando ya llevas vario tiempo entrenando, tu musculatura ya está más fuerte y es capaz de soportar la doble sesión sin repercutir en molestias o lesiones por culpa del estrés y del sobreentrenamiento. Pero si quieres empezar a doblar sesiones, lo importante es que sepas cómo estás en cada momento y estar alerta a la más mínima señal de tu cuerpo.  

Cómo empezar a doblar sesión

Los mejor es empezar paso a paso y no de manera brusca. Algunos atletas que doblan entrenamiento lo suelen hacer en días fáciles como una herramienta de recuperación. Tampoco es necesario que empieces doblando sesión de running, puedes combinarlo con alguna otra disciplina o deporte que no implique impacto –bicicleta, natación, elíptica- para así acostumbrar tu cuerpo a la carga de dos sesiones.

Una vez ya puedas doblar sesión de running, no quieras ir más rápido de la cuenta con dos sesiones “heavys” sino que vayas progresando con el tiempo y encontrando tus ritmos adecuados para poder llevar a cabo dos sesiones sin molestias.