PUBLICIDAD Billboard

Kawauchi desvela uno de sus secretos

Yuki Kawauchi ha vuelto a sorprender hasta quienes le daban por “quemado” y la semana pasada completó su undécimo maratón del año en Yorimuri, con 2:09'15.  La pregunta es ¿cómo lo hace, como se recupera tan bien y tan rápidamente?

PUBLICIDAD Content_1

El fenómeno Kawauchi tiene su parcela de atención  en los foros de atletismo. Hay opiniones que apuntan a que simplemente es superdotado, un maratoniano de 2.06 que corre en 2.08-2.10 sin demasiado desgaste, con una capacidad de recuperación incuestionable. Otros que arderá en cualquier momento.

Pero ahí sigue,  acumulando carreras a ritmos elevados para la mayoría de los mortales. Sólo Ron Hill y Jack Foster corrían 6-7 maratones al año, y Carlos Lopes competía cada fin de semana, incluso antes de ganar el oro olímpico en Los Angels 84.  Nuestro Chema Martínez también ha sido un corredor prolífico cuando pasó a la ruta, pero ninguno de ellos se acerca a la calidad y densidad de registros del japonés en tan poco tiempo.

Éste tiene su propia versión para explicar su increíble capacidad de recuperación: es un cliente habitual del Onsen, los baños termales japoneses, en su origen lagos y piscinas de aguas termales cargadas de sales  volcánicas. Actualmente son instalaciones hoteleras muy populares, que incluyen además del  ofuro (bañera termal), el jacuzzi, la sauna y salas de masaje. Normalmente están separadas por sexos ya que un albornoz (yukata) y unas sandalias tradicionales (geta) son lo único que se permite llevar encima durante todo el día.

El beneficio de las aguas termales para la salud está ampliamente reconocido. Los hoteles-onsen se llenan los fines de semana de familias al completo. Kawauchi, fiel a su tradición de corredor popular, las utiliza como un ciudadano más, en sesiones que el corredor nipón prolonga hasta dos días si acaba de finalizar una prueba larga como el maratón. 

PUBLICIDAD Content_2

En su facilidad para la recuperación, Kawauchi apunta un detalle significativo: entrena una sola sesión al día, a diferencia de los profesionales que suelen hacer dos. Normalmente corre por la mañana temprano, así que luego tiene 22 horas para recuperar energías hasta el siguiente entrenamiento.

Te recomendamos

PUBLICIDAD Excl_Slot_7

PUBLICIDAD Excl_Slot_8