Home Maratón by Asics Las mejores zapatillas voladoras de ASICS
Maratón by Asics - martes, 29-06-2021

Las mejores zapatillas voladoras de ASICS

“Veni Vidi Vici”

Las mejores zapatillas voladoras de ASICS

El Club de los 250 euros. Esa selecta élite, que se vanagloria de llevar traje ligero, y carbono a tuti plen. Un club que ha ido creciendo en membresía, con una enorme legión de parroquianos, por lo que se sabe observado, imitado y deseado. El deseo, cuanto más prohibido, más se anhela. Somos primarios, en forma, y fondo.

Los de Oregon, abrieron oficialmente la veda del carbono, con montones de dinero mediante, para eventos, carísimas retransmisiones y saraos, chapoteando en ese sitio donde mejor se manejan: el marketing, y de aquellos barros, estos lodos. O al revés, tanto da…

Nike ha sido la marca que guste o no, ha marcado el camino a seguir, y por donde todo el sector del calzado deportivo ha tenido que hacer sus incursiones, con mayor o menor acierto de algún modo, y a marchas forzadas.

Era cuestión de observar que estaba funcionando, e intentar mejorarlo. Ahí es nada….

Hace años, recuerdo que pocas marcas tenían modelos de entrenamiento de 180 euros en catálogo. Ahora todas tienen el suyo. ¿Alguien pensaba que con el carbono no iba a suceder lo mismo? Nada nuevo bajo el sol.

“TODO PODER, CONLLEVA UNA GRAN RESPONSABILIDAD”

Un guiño al cine, que puede convertirse en un símil muy elocuente. Y es que algunos de los modelos que repasaremos más abajo, precisan ser entendidos y comprendidos.

Las zapatillas voladoras ofrecen diversas variantes, pudiendo encontrar bajo este paraguas, modelos realmente radicales (Saucony Type A9, Nike Streak LT). En algunos casos, son prácticamente unas zapatillas de atletismo sin clavos, por lo que su uso, estaría indicado para el atleta con unos tiempos más próximos a los 32 minutos que a los 38, en un 10k. Este tipo de zapatillas, requieren de buena técnica, ausencia de taloneo, que el usuario sea prácticamente un peso pluma, y tenga piernas para alcanzar -y más importante-, sostener esos ritmos. Aunque bien sabemos, que la velocidad, del mismo modo que la felicidad, no es un estado perpetuo.

Así pues, fuera de estas circunstancias, dejan de tener sentido, pudiéndose considerar incluso incómodas. Son elementos de competición en los que la “comodidad” en términos de confort en acolchados y suavidad excesiva de la mediasuela, pasa a un segundo, o segundísimo (si me permites el vocablo) término.

Hay otros productos no tan extremos, y utilizables para ritmos menos ambiciosos. Son modelos con algo más de amortiguación, e incluso, con hormas más amplias. Como ejemplo, podría citar la Saucony Kinvara 12, la Adidas Boston 9 (las recién estrenadas Boston 10 ya son otra historia) o la Noosa Tri 13 que se incluye en la selección que verás más abajo.

Por lo tanto, zapatillas para media maratón por debajo de 1h 30, y sub 3 en maratón.

¿NECESIDADES EMOCIONALES, O PRIORIDADES?

Los productos de gamas más altas, están demostrando su buena aceptación entre el corredor popular que requiere material de altísima gama, pero es en la zona media, o media-alta donde se mueve el groso de corredores y por tanto, de las ventas.

Realmente, ha sido una acertada estrategia por parte de todas las marcas abrir un poco más el acceso a esa matriz primigenia, en el que ponen todo su buen hacer, donde focalizan el mayor despliegue técnico, y acercan este tipo de modelos, a un mayor público gracias a productos alineados con unas necesidades más populares, con un precio más
contenido y razonable, sin la menor disonancia o sospechoso desequilibrio con lo que ofrece.

Por ello, parece inteligente que las marcas hayan hecho llegar el concepto intrínseco de estos codiciados modelos, al corredor popular, a costa de ciertos cambios técnicos que un corredor que busca un alto rendimiento no va a criticar, pues no le compensa pagar 90 euros de más, por 30 gramos menos. Cuando menos, es más, en el pragmatismo literal.

En el caso de este artículo, conoceremos algunos de los modelos de Asics.

De modo que ponte cómodo y despierta tus sentidos para adentrarte al Club de los 250, y tranquilo, tranquila porque la marca, también le ha dado pase VIP a otros modelos perfectamente válidos y con altas pretensiones (y prestaciones) para formar parte de esta selecta hermandad, siguiendo el organigrama que han hecho bien en instituir.

Los 4 modelos de Asics para el alto rendimiento, las 4 mejores zapatillas de ASICS Voladoras

METASPEED SKY

Justo en la barrera de los 200 gramos, esta zapatilla rápida está pensada para la corta distancia tanto en entrenamientos como competiciones. Para corredores avanzados, cuyo mayor beneficio radica en la velocidad.

Ofrece un generoso perfil (28/33), que aún así, es inferior a su competencia más directa. Esta zapatilla incorpora una placa de carbono completa entre dos capas del compuesto más ligero de la casa: el Flytefoam Blast Turbo que según la marca, ofrece un 70% de retorno.

En la suela encontramos una fina capa de caucho segmentada del compuesto AsicsGrip, que si bien penaliza en la batalla contra la báscula, ofrece un rendimiento extraordinario, especialmente en superficies húmedas. Esto lo hemos podido comprobar en los modelos de montaña, que implementan este compuesto, con unos resultados extraordinarios, especialmente en el ratio durabilidad/adherencia.

A esto se le une el upper monocapa 100% reciclable, y con un precio oficial de 250€.

METARACER

La purasangre de la casa, que no ha perdido la ocasión de tener su modelo con placa de carbono (en zona delantera). Una zapatilla destinada a la competición, para un corredor ligero (hasta 75 kgs.) y que marca sobre la báscula una friolera de 190 gramos oficiales. Tiene drop 9 (15/24) y su precio de 200€,  algo más asequibles que otros modelos rápidos con placa de carbono, lo que la hacen muy atractiva.

MAGIC SPEED

Sin duda, un modelo para el corredor competitivo que quiere la última tecnología, a un precio más asequible. Para aquel atleta que entrena, y va tachando de su calendario cuantas jornadas se van cumpliendo, hasta llegar al día “D”.

En este caso, la mediasuela es la FF Blast, a secas (no el Turbo de las gamas superiores). Los perfiles se ven disminuidos hasta los 24 milímetros en metatarsos y 29 en talón (1 milímetro menos en ambas secciones en la versión de chica).

La sección de la suela está menos segmentada, y la placa de carbono ocupa la parte de antepie.

En el upper seguimos disfrutando de un upper muy ligero y de malla abierta en monofilamento, resultando en un correcto equilibrio entre transpiración y resistencia.

Por 160€ de precio oficial, y con un peso de 230 gramos. Penalizando en la báscula y de forma oficial, 30 gramos respecto al modelo superior.

NOOSA TRI 13

En este caso, el clásico modelo «NOOSA» pierde el sobrenombre GEL al prescindir de este elemento. A partir de ahora, pasa a confiar su amortiguación en el Flytefoam, aunque este no es el único cambio que vemos en estas zapatillas mixtas de ASICS. Su drop también se reduce pasando a tener un elevado perfil de 21/26, resultando en un drop 5.

Por otro lado, la particular estética de la familia NOOSA se mantiene, dando un giro en cuanto a geometría. Similar a la que veíamos en los modelos Evoride, Metaride y Glideride, y con un llamativo look rocker tan marcado.

De la caja la sacamos con cordones tradicionales, pero incluye un kit de lazada rápida, además de inserciones en lengüeta en silicona, para utilizar con las manos mojadas en las transiciones, detalle que evidencia el público a la que va dirigida, que es sector triatleta

Su precio: 140€

Como has podido ver, desde Asics ofrecen 4 modelos para unas necesidades concretas, llegando a un nivel en lo específico, muy preciso, de modo que nuestra elección se ajuste de forma casi exacta a nuestra necesidad en ESE momento, en ESA actividad