fbpx
PUBLICIDAD Billboard

Mizuno Wave Rider 26: La prueba

Hace un par de meses que Mizuno renovaba uno de los modelos más icónicos y conocidos de la firma nipona en materia de zapatillas de running. Así, a finales de septiembre se lanzaba la que es la vigésimo-sexta edición (la 26) de la Wave Rider. En esta última edición, que ya se encuentra disponible en el mercado, se han hecho numerosos cambios en toda la zapatilla. El upper ha recibido pequeños retoques, además de cambios en la mediasuela, ahora más dinámica y con una amortiguación más suave, fluida y reactiva. La Mizuno Wave Rider 26 se trata de una zapatilla diseñada para utilizar a diario en nuestros entrenamientos y muy indicada para las tiradas largas a ritmos cómodos. Es ideal para aquellos corredores de peso alto y con pisada neutra que busquen la máxima comodidad y amortiguación en su zapatilla.

PUBLICIDAD Content_1

Y un último apunte antes de entrar en detalle con las Mizuno Wave Rider 26. Más allá del compromiso de Mizuno hacia los deportistas para crear zapatillas que mejoren su rendimiento, la firma japonesa también está comprometida con el medio ambiente. Por este motivo, en la fabricación de estas Rider 26 han utilizado una mayor cantidad de materiales reciclados.

Upper

La principal diferencia que podemos encontrar en las nuevas Mizuno Wave Rider 26 respecto a su edición predecesora la podemos encontrar en la parte superior. El upper está fabricado con una única malla de tejido jaquard, haciéndolo más ligero, suave y transpirable que proporciona una mayor comodidad y un ajuste al pie perfecto. A simple vista ya se puede observar que se trata de una capa fina y con múltiples agujeros muy pequeños que solo hace que mostrar las claras intenciones de hacía donde se han encaminado con la inclusión de la malla jaquard en sus zapatillas más legendarias. Buscan la máxima comodidad.

PUBLICIDAD Content_2

En los laterales de las Mizuno Wave Rider 26 podemos observar cómo han incorporado impresiones en 3D de poliuretano. Con ello, además de contribuir a reducir el peso de la zapatilla, garantizan una buena transpirabilidad. Pequeñas franjas que salen de la mediasuela y se dirigen hacia las colocadas en los laterales de la lengüeta. Otras que se encuentran en el talón, recubriéndolo casi por completo. Y también cuenta con el logo de la marca en este tipo de material. Además, estas pequeñas inserciones proporcionan una mayor durabilidad del upper frente a posibles descosidos.

La lengüeta también ha recibido cambios para mejorar la comodidad del conjunto. Mantiene la construcción tipo gusset, ya vista en la Wave Rider 25, pero en esta edición está confeccionada con otro material y cosida al upper por los laterales. Con esto se consigue que la lengüeta no se mueva lateralmente mientras corremos evitando los roces tan molestos, además de sentir que la zapatilla se ajusta más suave y cómodamente a nuestro pie.

En la fabricación del upper destaca el uso del PET, un plástico fuerte, flexible y además, 100% reciclable.

PUBLICIDAD Content_3

Mediasuela

Una de las partes que más ha cambiado en la edición 26 de la Mizuno Wave Rider y, por tanto una de las principales novedades, la encontramos en la mediasuela. No en su material, que sigue siendo la espuma Mizuno Enerzy que tan buena amortiguación nos ofreció en otros modelos de la marca, sino que se trata de la altura. En esta ocasión la aumenta en 2mm en toda su longitud: encontramos 21mm en el antepié y 33mm en el talón, frente a los 19mm y 31mm de la edición anterior. Eso sí, el drop se mantiene en los 12mm. ¿A qué se debe este aumento? A que se ha añadido un 17% más de la espuma Enerzy, que ocupa un mayor volumen, para proporcionar mayor amortiguación y reactividad.

Mizuno también se asocia a una tecnología que se encuentra en la mediasuela. No podía ser otra que el Wave, esa placa ondulada de PEBAX que nos proporciona tanta reactividad. Y si han cambiado cosas en la misma mediasuela, la placa tampoco se podía pasar por alto. En esta nueva Wave Rider 26, la tecnología Wave se ha elevado ligeramente por los laterales de la mediasuela con el objetivo de ofrecer una pisada más estable. Además, pensando en corredores taloneadores, la base se aplana en la zona del talón para ofrecer mayor comodidad.

Por último, en la mediasuela encontramos más materiales sostenibles, como el aceite de ricino Pebax utilizado en la construcción de la placa Wave.

PUBLICIDAD Content_4

Suela

La suela sigue manteniendo el caucho X10 que en la versión 25 pero se observa un patrón diferente y renovado en la zona del antepié. Este cambio hace que el antepié sea más ágil y reactivo y nos ofrece un mayor impulso en cada zancada. Para ello han eliminado las ranuras de flexión que cruzaban la zapatilla del interior hacia el exterior. Y también han sumado más cantidad de goma. De esta forma, la durabilidad de la suela gana unos kilómetros extra para que podamos alargar la vida útil de las zapatillas.

Como podemos observar con el aumento en la longitud de la mediasuela, sobresaliendo por detrás de las Rider 26, la suela también se ha prolongado para proteger dicha parte, haciendo que aquellos corredores con menos técnica y que taloneen más frecuentemente puedan hacerlo sin implicar un mayor desgaste de la zona.

A prueba

Tras numerosas decenas de kilómetros de prueba de las Mizuno Wave Rider 26 podemos afirmar que la fama que tienen estas zapatillas y las características que la propia marca presenta, son por algo.

El primer momento en que nos calzamos las zapatillas notamos un upper muy fino y ligero y que bien seguro nos proporcionaría esa transpirabilidad durante nuestros rodajes. Los termosellados, al ser tan pequeños y bien repartidos no generan molestias así como tampoco la lengüeta tipo gusset cosida a lado y lado del upper. El collar tiene una altura adecuada, dejando libre el tobillo pero sin ser tan bajo como para molestar ni generar roces.

PUBLICIDAD Mobile_Pos8

En cuanto al diseño, no se vosotros lo que pensaréis del color blanco para unas zapatillas de running, pero a criterio nuestro, le sientan tremendamente bien a este modelo. La combinación de colores, claramente enfocados a colores claros con la parte superior de la mediasuela en negro y la tecnología wave en azul, dan un punto de vista más fresco al conjunto. Y si ya miramos las zapatillas por la suela, con su diseño multicolor, es la guinda del pastel.

PUBLICIDAD Mobile_Pos9

¡En marcha!

Otro aspecto que más preocupa a los corredores es el tema de la transpirabilidad. En esta época del año suele hacer algo más de frío, así que hemos probado las zapatillas con temperaturas algo más altas de lo habitual. Época en la que se suelen realizar más tiradas largas y, en consecuencia, los pies sudan más. Pues bien, a nosotros nos ha parecido que ventilan muy bien y no tenemos porqué dudar de si en verano tendremos que sufrir. La malla jaquard ofrece una gran transpirabilidad pero también un ajuste muy ceñido a nuestro pie que nos proporciona un extra de comodidad. Al igual que el collar y la zona del talón, que con los refuerzos algo más rígidos nos permiten tener una mayor estabilidad para aquellos corredores con algo más de peso.

PUBLICIDAD Mobile_Pos10

En nuestros rodajes cortos a ritmo ligero, entre 4’00” y 4’15” y rodajes algo más largos pero a ritmos algo más suaves, entre los 4’20 y los 4’30” el kilómetro, las sensaciones que nos han transmitido las Wave Rider 26 son de comodidad y amortiguación. Esto es gracias a la combinación de la espuma Mizuno Enerzy y a la placa Wave, encargada de la amortiguación y reactividad, respectivamente. Además, y a pesar de que no se tratan de unas de las zapatillas más ligeras de la casa nipona, gracias a tal nivel de amortiguación y reactividad no echaremos en falta una mayor reducción de peso. Y es que, a fin de cuentas, se notan más ligeras de lo que dicen los números.

La única nota negativa es el ruido de la placa Wave. En algunas ocasiones cuando impactábamos con algo más de brusquedad contra el suelo se escuchaba ese ruido metálico característico de la placa. Pero los pros superan con creces ese contra, así que no es nada por lo que preocuparse. Ni perjudica, en realidad, las prestaciones de la zapatilla.

PUBLICIDAD Mobile_Pos11

Conclusiones

La Mizuno Wave Rider 26 ofrece todo aquello que los corredores de peso alto busquen en unas zapatillas para ir a ritmos cómodos durante muchos kilómetros. Sujeción y transpirabilidad de la malla jaquard del upper, rigidez en la zona del talón y alta dosis de amortiguación. Todo ello combinado con la reactividad de la placa Wave además de una elevada durabilidad del caucho X10 de la suela que permitirá alargar el uso de las zapatillas.

Ficha técnica de la Mizuno Wave Rider 26:

Recomendación RUNNING.es:

  • Perfil de corredor: peso medio
  • Tipo de pisada: pisada neutra/supinador
  • Ritmos: 4:30-5:30/km
  • Distancias: largas distancias
  • Terreno: asfalto y pavimento duro

Te recomendamos

PUBLICIDAD Excl_Slot_7

PUBLICIDAD Excl_Slot_8